viernes, 24 de mayo de 2013

Mons. Casimiro López: «Si la Religión no se evalúa, termina por desaparecer»

Desde 2008, Casimiro López Llorente compagina su labor al frente de la diócesis de Segorbe-Castellón con su servicio como presidente de la Comisión Episcopal de Enseñanza. En ese momento la LOE ya estaba en marcha y dejaba como optativa y no computable a la asignatura de Religión. Ahora, con la Lomce, se da un giro. En una entrevista concedida al diario La Razón, el obispo reconoce que la reforma de la ley educatia mejora el estatus de la asignatura de religión.

(La Razón) -¿Cree que la reforma educativa devuelve a la asignatura al sitio que le corresponde al ser evaluable y contar para nota?
-No cabe duda de que el estatus de la asignatura en el Proyecto de la Lomce, en general, mejora sustancialmente en comparación con la ley actual, la LOE. En conjunto, comienza a recuperar el lugar del que injustamente había sido privada. Vuelve a ser situada en el cuerpo de la ley, formando parte del sistema educativo como una materia más junto al resto de las asignaturas específicas en Primaria, ESO y Bachillerato, en la mayoría de los aspectos. No obstante, aún quedan cuestiones por perfilar. El acuerdo con la Santa Sede pide que la Religión y Moral Católica ha de tener un tratamiento equiparable a las materias fundamentales. Además, una asignatura que no se evalúa se devalúa, y termina por desaparecer.

-Quienes se oponen a la Religión en el aula dicen que su lugar es la parroquia. ¿Cómo se les puede explicar que la clase no es catequesis?
-No es fácil explicarlo en pocas palabras. Cada una se sitúa en un ámbito distinto. Pero además la intencionalidad es distinta: en la catequesis se tiene una intención directa y explícita de buscar la evangelización y una más profunda integración en la comunidad cristiana. En la enseñanza religiosa escolar, lo que los padres piden y desean es que lo religioso se integre en la formación humana de sus hijos, que el sentido de la vida y la visión del mundo que reciban en la escuela tengan perspectiva cristiana.
Y finalmente, ambas tienen objetivos distintos: la catequesis tiene como objetivo que la fe del cristiano se inicie y madure en el seno de la comunidad eclesial, enraizándose en la fe de la misma, adquiriendo los contenidos de fe y moral, nutriéndose en las celebraciones litúrgicas y robusteciéndose en los compromisos cristianos. La enseñanza religiosa escolar tiene como objetivo estimular a que, desde un conocimiento de la fe cristiana, tenga lugar el diálogo interdisciplinar que debe establecerse entre el Evangelio y la cultura humana, en cuya asimilación crítica madura el alumno; además de incorporar el saber de la fe en los demás saberes.

-La oposición cree que esta ley se ha hecho al dictado de la Iglesia...
-Afirmar que la Lomce se ha hecho al dictado de la Iglesia no se mantiene en pie. Al Gobierno actual se le ha presentado el mismo memorándum de las cuestiones pendientes de solución en esta materia que ya se presentó al anterior. En el proyecto no se han tenido en cuenta todas las cuestiones planteadas. De otro lado, las conversaciones de la Conferencia Episcopal con el Ministerio de Educación se han limitado a recordar las cuestiones que a nuestro entender deberían modificarse en la futura ley para dar cumplimiento a lo establecido en el acuerdo mencionado. Se han celebrado dos reuniones de una comisión técnica, formada por ambas partes. Y no se ha convocado la comisión mixta, prevista en el acuerdo, como ha sido pedido y urgido por nuestra parte. Nosotros hemos conocido siempre el texto de los anteproyectos y del actual proyecto después de haber sido aprobados por el Gobierno.

Fuente: Infocatolica