miércoles, 12 de junio de 2013

La propuesta de Wert sobre Religión encaja en el contexto europeo: en la mayoría de países es obligatoria

Cuando determinados medios como ElDiario.es afirman que "la religión no es evaluable en la mitad de la Unión Europea" faltan a la verdad. Solo Francia no la imparte, en la mitad de países es obligatoria, en la otra mitad de libre elección y de estos en algunos forma del currículo y en otros no
 
La reforma educativa que propone el ministro de Educación, José Ignacio Wert, ha provocado un intenso debate y reacciones a lo largo y ancho de todo el territorio español por diversas cuestiones, y una de ellas hace referencia a la clase de Religión.

Según la llamada 'ley Wert', será obligatorio estudiar la asignatura de Religión o su nueva alternativa, Valores Culturales y Sociales en Primaria y Valores Éticos en Secundaria. Además, su nota volvería a contar como la de cualquier otra materia, incluyendo para hacer media en el expediente para obtener becas.

Por todo ello, no han faltado voces que protestan airadamente contra la propuesta de Wert en cuanto a esta asignatura, sobre todo por parte de la izquierda más laicista, alegando incluso que no es cierta la afirmación del ministro de que "la enseñanza de una modalidad confesional está en la legislación educativa de la mayor parte de los países europeos".

Tergiversar la información

Así lo mostraba por ejemplo el pasado 27 de mayo en uno de sus titulares el periódico digital ElDiario.es: "La religión no es evaluable en la mitad de la Unión Europea", tomando además como fuente para su afirmación una noticia publicada en 2005 por ForumLibertas.com y tergiversando de alguna manera el contenido de la misma.

En la información de ForumLibertas se incluía una tabla en la que quedaba constancia de que la asignatura de Religión es obligatoria en 14 países y de libre elección en otros 14, y que sólo en Francia no se imparte. Evidentemente, de esos 14 países donde es de libre elección en algunos de ellos forma parte del currículo y en otros no.

Pero, ElDiario.es prefiere ignorar esta última cuestión y señala que es "Enseñanza obligatoria y, por tanto, evaluable" en "Alemania, Austria, Dinamarca, Finlandia, Grecia, Luxemburgo, Malta, Noruega, Reino Unido, Rumania, Suecia, Turquía, Ucrania. Para continuar diciendo: "Libre elección o no evaluable: Bélgica, Bulgaria, Croacia, Eslovaquia, España, Países Bajos, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Polonia, Portugal, República Checa".

Afirmar que en estos últimos 14 países no es evaluable es faltar a la verdad porque en muchos de ellos sí lo es. Que sean de libre elección no es sinónimo de "no evaluable".

Lo que afirma en su titular ElDiario.es es precisamente todo lo contrario de lo que venía a informar en su día ForumLibertas.com y que estaba basado a su vez en datos de un mapa escolar difundido por el Arzobispado de Pamplona.

El contraste entre Alemania y España

Lo cierto es que el contenido de la 'ley Wert' por lo que se refiere a la asignatura de Religión no dice nada que no digan las legislaciones de la mayoría de países de la Unión Europea. Lo extraño, realmente, es que haya un país donde la Religión no esté presente en su sistema educativo. De hecho, solo Francia es la excepción a la regla, ya que es el único país donde no se imparte la asignatura.

Por el contrario, en países como Alemania es completamente obligatoria y, además, funciona de forma contraria a como lo hace ahora España. Los alemanes que no quieran cursar la asignatura deben pedir la exención de la misma, porque si no es obligatorio estudiarla, algo que tampoco indica en su información ElDiario.es. La alternativa entonces varía según el lander, y va desde Filosofía hasta el estudio libre.

En la información de ForumLibertas se puede consultar en qué forma estaba funcionando en todos estos países la legislación en materia de enseñanza de la asignatura de Religión en 2002, aunque no ha variado significativamente.

Por otra parte, la propuesta de Wert con respecto a la asignatura de Religión contrasta con la situación de esta asignatura en Cataluña, donde el Gobierno de la Generalitat no asume su responsabilidad con la clase de Religión y la cultura religiosa, como denunció en su día la asociación e-Cristians.